Introducción

Nuestra tarea se centra en favorecer el acceso al empleo de las personas que viven mayor vulnerabilidad de nuestra sociedad.

La situación económica y social actual marcada por la precariedad y por cifras de desempleo hacen patente la fragilidad y quebranto del mercado de trabajo y saca a la luz de manera aún más evidente el sufrimiento y la desesperanza de miles de personas que luchan cada día por sobrevivir.

Sobrevivir es la palabra que casi se había perdido de nuestro vocabulario en los últimos años de bonanza económica y que cobra ahora mucha relevancia. Sobrevivir es la palabra que cada día en nuestra atención a las personas más escuchamos, porque nos dicen: “necesito un trabajo para sobrevivir”

Nuestro mayor reto es el de acompañar estos procesos de la manera más humana posible.

formacion01_400x300

Historia

El compromiso de Cáritas Diocesana de Mérida-Badajoz con las personas que viven situaciones de mayor vulnerabilidad y su apuesta por la consecución de un derecho fundamental como es el acceso al empleo se hace visible en las acciones que ha desarrollado desde hace muchos años. Acciones que ya desde el año 1989 están centradas en la sensibilización y concienciación sobre la realidad del desempleo; potenciar el trabajo asociado y autoempleo, creación de cooperativas o ayudas económicas a los desempleados en situación de emergencia, favorecer el asociacionismo de los desempleados, puesta en marcha de talleres ocupacionales. Junto a ello se venía realizando un trabajo interno de organización de los recursos tanto humanos como económicos que permitieran impulsar y coordinar las iniciativas de empleo que nacían en el seno de las comunidades parroquiales o en el ámbito diocesano.

En 1992 se pone en marcha un taller de inserción sociolaboral de electricidad para jóvenes donde se imparte formación ocupacional y prácticas en empresas, actividad que marca el inicio de una de las áreas que más consistencia e identidad ha dado a las acciones de Cáritas en materia de empleo en Badajoz.

A partir de ese momento y progresivamente, se ponen en marcha iniciativas de formación teniendo como criterio metodológico propio la diferenciación entre la formación prelaboral y la ocupacional para adecuar bien las acciones a las necesidades de los participantes.

Tras la riada que asoló Badajoz en 1997, se inicia una escuela taller y proyecto de reciclaje de ropa usada, a la vez que el Programa de Empleo empieza a constituirse como una herramienta de apoyo que sirva para potenciar los procesos de inserción laboral de los participantes en distintos programas de Cáritas: Centro Hermano, Proyecto Vida, Cáritas Parroquiales.

En el año 2005 abrió sus puertas el Centro de Promoción y Empleo “Cerro de Reyes” con vocación de ser accesibles y cercanos no sólo al barrio donde se ubica sino a las parroquias y programas de Cáritas y todos los destinatarios/as para los que nació.

Es también en este año 2005 cuando se constituye el programa de empleo como tal, es decir como conjunto de áreas o actuaciones que de manera coordinada y estructurada plantean estrategias dirigidas a la inserción laboral de los colectivos en exclusión.

Objetivos y actividades

Objetivo general: Favorecer la inserción laboral de las personas que viven en situación y/o riesgo de exclusión social

Área de Intervención con las personas:

Tiene como finalidad la intervención directa con las personas para mejorar sus competencias sociolaborales.

Incluye las siguientes actividades:

  1. Servicio Orientación y Acompañamiento Laboral
    • Itinerarios personalizados de inserción laboral
    • Talleres de Búsqueda de Empleo
  2. Servicio de Intermediación Laboral / Relación con las empresas.
  3. Bolsa de Empleo para Servicio Doméstico.
  4. Formación para el empleo
    • Curso de Servicio Doméstico
    • Curso de Instalaciones eléctricas, solares y climatización en viviendas.
    • Curso de Operaciones Básicas de restaurante y bar
    • Curso de Operaciones básicas de cocina
  5. Apoyo al autoempleo. Inicio del proyecto

Área de intervención en la comunidad:

Tiene como finalidad promover la corresponsabilidad de la comunidad en particular, y de la sociedad, en general, facilitándoles su implicación en las acciones de empleo.

  • Acciones de sensibilización e información sobre el Programa Diocesano de Empleo y los colectivos a los que atiende.
  • Acciones de promoción de la presencia de voluntariado en el programa diocesano de empleo.
  • Acciones de relación con las empresas para facilitar su implicación a través de convenios.

Área de análisis de la realidad, los recursos y los procesos organizativos.

Tiene por finalidad asegurar una intervención de calidad a través de procesos de trabajo y funcionamiento coordinados, utilizar los recursos adecuados y desarrollar una gestión que garantice la sostenibilidad de nuestro proyecto.

Metodología

El elemento metodológico que desarrollamos con más garantía de éxito es: el “Itinerario de Inserción Laboral” que contempla un conjunto de medidas que permiten diagnosticar la situación concreta de cada persona y establecer un plan de trabajo consensuado y temporalizado, que se revisa periódicamente y actualiza, de acuerdo con las necesidades y situación particular de cada participante; por ello, decimos, representa un carácter dinámico y flexible. A lo largo del mismo, se trabajan las actitudes, motivaciones, competencias sociales y laborales para mejorar el acceso al empleo.

Los principios metodológicos en los que se fundamenta nuestra acción son:

  • Intervención Integral: contempla la inserción laboral como un proceso que incluye otras dimensiones y necesidades de la persona y que parte de la constatación de que el fenómeno de la exclusión no es unidimensional y debe ser afrontado desde su complejidad.
  • Transversalidad:
    • Asociar el ámbito del empleo a otras dimensiones con las que existe uan relación intrínseca como la educación en valores y la perspectiva de género.
    • Coordinación con otros programas de intervención para responder de forma eficaz y consensuada a las necesidades y demandas existentes.
  • Incidir en las potencialidades: en la intervención con la persona construimos desde lo que la persona tiene, reforzamos los aspectos positivos, sus capacidades y potencialidades.
  • Participación de las personas en su proceso de inclusión desde un papel activo; eso significa ofrecer cauces para que desarrollen su capacidad de iniciativa y reconocer que son los principales actores en el diagnóstico y en itinerario de inserción.
  • Promover derechos básicos sociolaborales y reivindicar empleo digno.
  • Transparencia: en la captación y gestión de los recursos como en la información y visibilidad de nuestras acciones.

Equipo de trabajo

  • 7 trabajadores
  • 14 voluntarios

Localización

11 puntos de atención en toda la diócesis:

  • Arroyo de San Serván
  • Almendralejo
  • Puebla de la Calzada
  • Torremayor
  • Villafranca de los Barros
  • Jerez de los Caballeros
  • Montijo
  • San Roque (Badajoz)
  • Cáritas Parroquial Ntra. Sra. De Guadalupe (Badajoz)
  • Parroquia Nuestra Señora de la Asunción (Badajoz)
  • Centro de Promoción y Empleo “Cerro de Reyes” (Badajoz)

Financiadores

  • Fondo Social Europeo. Programa Operativo Lucha Contra la Discriminación 2011-2013
  • Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. IRPF
  • Programa Incorpora. La Caixa
  • Ibercaja

¿Dónde estamos?

Centro de Empleo "Cerro de Reyes"

C/ Paseo de la Radio, s/n
06010 Badajoz

  • Tfnos: 924260175 / 924260419
  • E-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.