SERVICIO DE NOTICIAS
27 de enero de 2010

CÁRITAS MOVILIZA 100 TONELADAS DE ALIMENTOS EN HAITÍ
PARA 50.000 PERSONAS ACOGIDAS EN EL CAMPO DE PETIONVILLE CLUB

Se distribuirán a lo largo de toda esta semana

Campaña «CÁRITAS CON HAITÍ»: 902.33.99.99

Cáritas. 27 de enero de 2010.- La red Cáritas, en colaboración con otras organizaciones católicas de ayuda humanitaria, ha comenzado a transportar hasta Puerto Príncipe 100 toneladas de comida, que van a ser distribuidas a lo largo de toda esta semana a los 50.000 damnificados que residen en el campo de Petionville Club, uno de los mayores asentamientos de desplazados por el terremoto de la capital.

Con objeto de garantizar que la ayuda llega a todos, Cáritas está extremando las medidas de seguridad en el reparto y ha entregado a todos los residentes del campo bonos de color amarillo o rojo según la zona en que están ubicados para ser atendidos en distintas fases. Se calcula que el próximo viernes se habrá completado el reparto, en el cual cada uno de los 50.000 desplazados va a recibir un lote de lentejas, aceite vegetal, sémola, cereales en grano y harina integral. Esta distribución contará con el apoyo logístico específico de la Cáritas Norteamericana.

Misión de Cáritas Española en Haití

Esta tarde parten hacia la República Dominicana la coordinadora de Cooperación Internacional de Cáritas Española, Natalia Peiró, que viaja acompañada por la responsable de Emergencias, Carmen Cabota. En el terreno se unirán a Martín Lago, técnico de Cooperación Internacional de Cáritas Española, que está en la isla desde el pasado 20 de enero para acompañar a la Cáritas Dominicana en la respuesta a la emergencia.

Estos tres expertos de Cáritas Española van a desplazarse a Haití en los próximos días para conocer en el terreno las necesidades de los damnificados en esta primera fase de la emergencia, apoyar la respuesta que la red Cáritas está llevando a cabo para auxiliar a los damnificados e identificar las áreas de trabajo en las que Cáritas Española va a centrar su acompañamiento a la Cáritas local y a la red internacional.